viernes, 18, junio, 2021
Anato

Gonzalo Robredo, presidente del ente porteño, dialogó con Mensajero sobre las propuestas que están trabajando con el sector privado y la labor en FITUR.

Durante la última edición de FITUR, que se realizó del 19 al 23 de mayo, Argentina captó al público con su stand innovador y como dato no menor hay que marcar el Obelisco como estandarte que se encontraba en el centro de dicho espacio. 

En este marco, Gonzalo Robredo, presidente del Ente de Turismo de la Ciudad de Buenos Aires, destacó lo importante de tener presencia en este evento al que caratuló como uno de los más importantes de habla hispana. 
“Por eso tuvo mucho sentido que hubiera una delegación argentina que apoye simbólicamente a la actividad. Fue lejos el stand más importante del pabellón, manteniendo la misma cantidad de metros cuadrados que históricamente tiene el país, lo cual también fue una señal muy fuerte de apoyo al turismo”, remarcó. 

Con respecto a la actividad que el funcionario llevó adelante en este encuentro, explicó que a agenda estuvo centrada en encontrarse con colegas, sobre todo de España y Latinoamérica, para pensar un poco el reposicionamiento del turismo urbano poscovid. En este sentido, hizo hincapié en el lugar de la ciudad fuera del paradigma COVID o pospandemia y poniendo en la mesa todos los atributos que tienen las ciudades desde lo cultural para atraer el turismo nacional e internacional

“La agenda se cumplió en un 100% e incluyó reuniones con colegas, medios de comunicación, líneas áreas para trabajar en conjunto la promoción de tickets hacia Buenos Aires y conversaciones con agencias de promoción. 
Nos reunimos con Iberia, Air Europa y tuvimos alguna charla con Aerolíneas Argentinas. La idea de ellas es llegar a fin de año con una frecuencia mayor, la ventaja es que los aviones están, y poner en marcha los que estuvieron parados llevan unos meses y por eso creo que es importante la planificación y salir a dar señales contundentes con respecto a la apertura al mercado internacional“, consideró Robredo. Volviendo a la cuestión de la promoción de los centros urbanos, apuntó a que ya falta poco para que Argentina tenga vacunada a su población de riesgo: “Posiblemente sea a fines de junio  y a fines de julio esté inmunizada, con lo cual entiendo que el calendario internacional de turismo que tradicionalmente comienza en septiembre debería ya encontrarnos con fronteras abiertas, y con base en asumir que ya vamos a ser un destino seguro”. 

Al respecto, puntualizó en que hay que volver a la difusión de los atributos urbanos, como la enorme diversidad cultural en su espectro amplísimo de expresiones culturales que tienen las ciudades como Buenos Aires, y que hace que sea cada vez más elegida por los turistas internacionales que buscan esa experiencia genuina de contacto con las expresiones culturales locales. 

En este sentido, explicó que en FITUR vio que aún hay un debate con respecto a promocionar a las ciudades dentro del paradigma COVID, es decir, que en general se focalizan en detallar que son ciudades seguras y que se cumplen los protocolos. “Estoy totalmente en contra de eso. No es atractivo para un centro urbano y no va a ser la realidad los próximos meses entonces creo que hay que salir agresivamente a promocionar lo que realmente hace interesante al turismo urbano, que es viajar para conectarse con una cultura distinta y diversa. Viajar es un proceso de transformación, somos lo que viajamos y las ciudades son particularmente potenciales para eso y Ciudad de Buenos Aires ni que hablar. Justamente el gran desafío del destino es cómo vender tantos sitios importantes de manera contundente”. 

Al referirse a la labor a corto plazo, comentó que no están pensando en la promoción en los países limítrofes o regionales, al menos no hasta que se abran las fronteras, pero adelantó que eso se hará cuando sea realista la apertura, quizás a partir de septiembre. “Por su puesto que ahí se va a priorizar el ranking de mejor vacunados y la libreta sanitaria. Quizás países lejanos como Estados Unidos, España y Reino Unido  o los limítrofes como Chile y Uruguay deberían poder entrar sin ningún problema. Deberíamos poder anunciarlo rápido porque las planificaciones de viaje llevan tiempo“, señaló. 

Asimismo, confirmó que están trabajando con el sector privado de la ciudad para generar paquetes promocionales que incluyan tickets aéreos, gastronomía y traslados: “Queremos hacer propuestas relevantes y enfocarnos en los principales mercados nacionales (Rosario, Córdoba, Neuquén, Mendoza y Tucumán) y bajar con propuestas agresivas articuladas con el sector privado de productos y servicios para que sea más atractivo venir. También estamos trabajando con el INPROTUR para salir en conjunto a promocionar con grandes cadenas de agencias de viajes como Virtuoso en el mercado de Estados Unidos”.    

Finalmente, se refirió a la reciente resolución que exime por seis meses a los hoteles porteños del ABL.”Es una medida muy positiva y esperada por el sector. Es un alivio, por supuesto que esto abarca hasta septiembre, pero iremos monitoreando y viendo qué es lo que pasa con la vuelta a la actividad en el último trimestre del año y ver después que otros beneficios o ayudas se puede dar“, aseguró.