La medida también alcanza a hoteles, transportes que ofrezcan comida a bordo (aéreos, acuáticos y terrestres), comedores, hospitales, servicios penitenciarios,  kioskos y  centros de residencia temporal o permanente.