jueves, 26, mayo, 2022
Aerolineas

Airbus está realizando una gira por la región en la que presentó el A220 a posibles compradores. Mensajero pudo conocerlo por dentro.

Un fin de semana distinto para el rubro aerocomercial de Latinoamérica. Entre el 5 y el 10 de abril se llevó a cabo en Santiago de Chile la Feria Internacional del Aire y del Espacio (Fidae), en el marco de un fin de semana distinto para el rubro aerocomercial de Latinoamérica.

En este contexto, las autoridades de Airbus decidieron traer al continente su creación más reciente: el A220. Esta nave aterrizó por primera vez en la región como parte de una gira que está realizando la compañía para mostrarlo ante posibles compradores. En este caso, la nave pertenece a Swiss International Air Lines y se encuentra desde el viernes y hasta hoy en el país. 

Aprovechando la ocasión, medios de comunicación, entre los que se encontraba Mensajero, y spotters fueron invitados al Aeropuerto de Ezeiza para conocer la nave.

Si bien en la región aún no hay aviones de este tipo operando, en el mundo ya lo están haciendo 200 unidades y hay pedidas alrededor de 700. Una de las características que destacan a este modelo es que no está diseñado para un segmento de mercado puntual, sino que puede ser operado tanto por una aerolínea de bandera como por una low cost.

Actualmente, además de Swiss el A220 forma parte de la flota de compañías como ITA, Air France/KLM y JetBlue. 

La jornada comenzó con una presentación de Antonio Da Costa, VP Single Aisle Marketing de Airbus, quien realizó un breve repaso por la situación de la industria aerocomercial a nivel global. 

“Para nosotros, el desafío a futuro es ver cómo desarrollar una aviación sostenible, con cero emisiones de dióxido de carbono. Por eso es que Airbus ha tomado la iniciativa de desarrollar aeronaves a hidrógeno”, detalló. A su vez, adelantó que el proyecto es que hacia 2035 comiencen a comercializar aviones de este tipo.  

Tecnología y sustentabilidad

El ejecutivo hizo hincapié en que este avión es el único que ha sido desarrollado íntegramente en este siglo. Por eso, destacó, contiene toda la tecnología más moderna. De esta manera, permite un ahorro del 25 % o más de combustible en comparación con los aviones de la generación anterior, lo cual permite reducir costos.

Siguiendo con esta línea, Da Costa puntualizó en que en lo referido a cuidado del medioambiente, el A220 permite reducir la huella de carbono equivalente a 110 parques como el Rosedal.

Asimismo, destacó lo confortable que es, ya que su monopasillo (configuración 2-3) tiene capacidad para que transiten dos pasajeros a la vez. Aunque, aclaró, esta cualidad no hace que le saque espacio entre los asientos, e incluso es más amplio que otras naves de su tipo. Todas estas características conllevan a que también haya mayor lugar para guardar las valijas.

Finalmente, destacó que tiene una autonomía de vuelo de 7 horas, por lo cual es ideal para rutas continentales.