sábado, 23, octubre, 2021
CubaOnLine

Gustavo Di Mécola, presidente de la Cámara de Turismo de Salta, conversó con Mensajero sobre la incertidumbre en torno a la temporada de invierno.

Mario Peña, ministro de Turismo y Deportes de Salta, mantuvo una reunión con la comisión directiva de la Cámara de Turismo provincial y con representantes del sector privado del interior para comunicarles las nuevas medidas de asistencia que se implementarán a fin de acompañar al empresariado. En ese sentido, el funcionario destacó la intención del Gobierno nacional de “sostener a la actividad durante la crisis más dura que enfrenta el turismo mundial en la historia”.

En ese marco, Gustavo Di Mécola, presidente de la Cámara de Turismo de Salta, conversó con Mensajero sobre la importancia de estas medidas para el sostenimiento del sector privado: Son excelentes herramientas. En el camino hacia la reactivación, es positivo bajar los gastos fijos para tener mucha más rentabilidad. Además, el apoyo es muy importante, no sólo desde el punto de vista económico, sino también por el gesto político”. En ese sentido, mencionó que en la provincia el turismo da trabajo a 50 mil personas en forma directa y unas 120 mil de manera indirecta.

“Contamos con el apoyo del Ministerio de Turismo y Deportes de la provincia y de la Secretaría de Turismo de la Ciudad. Y desde la cámara estamos haciendo un trabajo muy federal apoyando a los privados de los municipios turísticos”, agregó Di Mécola, quien comentó que esperan firmar un nuevo convenio de libre circulación con el resto de las provincias del NOA: “En el último tiempo se trabajó con el turismo de cercanías, por lo que vinieron muchos jujeños y tucumanos, así que esperamos que se repita en julio”

Al momento de hablar de la posibilidad de que haya temporada de invierno, comentó que la incertidumbre será un desafío que deberá afrontar el sector privado: “Somos empresarios argentinos y los cambios de último momento ya los conocemos. por lo que sabemos del juego de cintura que debemos tener. Estamos esperando que en julio dejen las vacaciones como están o que las prolonguen para agosto. Promocionamos el destino como para tener una temporada aceptable”.

Por otra parte, el dirigente recordó que en el feriado de Carnaval entraron a la provincia unos 160 millones de pesos y que un julio ingresarían alrededor de 1600 millones. “Creo que son señales que el Gobierno nacional no puede dejar de ver. Muchas empresas se caerían si no tenemos temporada de invierno, por eso creo que las autoridades hacen un análisis de esto y no van a cancelar la actividad. Sería muy duro”, opinó.