viernes, 18, junio, 2021
Anato

El canciller Luigi Di Maio dijo que “harán todo lo posible para salvar la temporada de verano y permitir que los mayoristas puedan trabajar”.

A partir de las últimas declaraciones de parte de uno de sus funcionarios, Italia apuesta a estimular el turismo con el objetivo de acelerar la recuperación de la economía.

En sus redes sociales, Luigi Di Maio, canciller del país europeo, especificó que buscarán “hacer todo lo posible para salvar la temporada de verano y permitir a los operadores turísticos que puedan trabajar, crear economía”.

Es importante remarcar que las declaraciones se dieron horas después de que el Gobierno encabezado por Mario Draghi anunciara la flexibilización de las medidas dispuestas contra el coronavirus, con importantes señales a favor para el turismo y la gastronomía, entre otros sectores.

Según las últimas estadísticas, la actividad estimula el 13% del PBI, un factor determinante en lo que significa la recuperación de una economía que en 2020 cayó 8,8% a causa de la pandemia.

A partir de mañana, según las medidas divulgadas por la web del Gobierno italiano, el toque de queda nocturno comenzará a las 23, y no a las 22 como rige hasta el momento, aunque durará hasta las 5 de la mañana. El nuevo cronograma de flexibilizaciones graduales prevé además que a partir del 7 de junio el toque de queda sea de 0 a 5 am, y que sea eliminado desde el 21 del mes que viene

Por otro lado, el Gobierno decidió habilitar desde el próximo 1 de junio el consumo en el interior de bares y restaurantes durante todo el día, tras meses de manifestaciones de los gastronómicos en reclamo de medidas para el sector.

La flexibilización de las medidas se da dentro del plan gradual de salida de las restricciones iniciado a fines de abril, y por el que desde el domingo Italia ya no exige cuarentena a los turistas que lleguen desde la Unión Europea, Reino Unido e Israel.

En ese marco, algunas regiones anunciaron ya su intención de vacunar a los turistas que lleguen a su territorio. La sureña Apulia, la región más visitada por italianos entre 2013 y 2019, planea alcanzar la inmunidad de rebaño en torno al 19% y ya prepara un plan para vacunar a turistas en los 300 centros habilitados en su territorio, anunció hoy su gobernador Michele Emiliano en declaraciones televisivas.

Con la misma idea, las norteñas Liguria y Trentino Alto-Adige ya plantearon su idea de vacunar a turistas mientras que la central Toscana, la más visitada del país con cerca del 12% de los visitantes totales, planteó su idea de “primero vacunar a la población local” y luego abrir la suministración del fármaco a no residentes.

Además de las señales para atraer turistas europeos, Italia tiene vigente también la posibilidad de los vuelos denominados como “COVID free”, que permiten el ingreso por razones turísticas desde Canadá, Japón, Estados Unidos y Emiratos Árabes para pasajeros que vuelen con test negativos hechos al momento del embarco en origen.

Por otro lado, Italia dispuso además un mecanismo de “pase verde” para permitir los viajes dentro del territorio a personas con test negativo, que ya hayan tenido la Covid-19 o estén ya vacunadas, a la espera de la implementación de una iniciativa similar a nivel europeo, prevista para el mes próximo.