jueves, 4, marzo, 2021
CubaOnLine

Los pasajeros que hayan comenzado sus vacaciones los primeros días del mes ya pueden hacer uso del beneficio. ¿Cómo fue el funcionamiento en estas jornadas?

A principios de octubre, el ministro de Turismo y Deportes de la Nación, Matías Lammens, anunció el lanzamiento del programa Previaje, el cual tenía como objetivo “adelantar el consumo turístico y establecer un piso que permita dar previsibilidad”. De esta manera, quienes compraran salidas turísticas para 2021 iban a recibir un 50% de reintegro para realizar en ese mismo viaje o en uno siguiente. 

Cuatro meses después, y luego de algunas extensiones que buscaron sumar más tiempo para aquellos viajeros que aún dudaban de concretar la transacción, el programa ya está activo y quienes comenzaron sus vacaciones los primeros días de enero ya están pudiendo hacer uso del beneficio. 

Si bien son muy pocos los días que lleva en práctica, durante las primeras horas hubo algunos comentarios negativos por el funcionamiento del sistema. En general tenían que ver con que los posnet no aceptaban la tarjeta y salía un denominado error 5. Fuentes cercanas al Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación explicaron a Mensajero que están averiguando qué es lo que está sucediendo con ese inconveniente. 

Aunque sí hicieron la salvedad e indicaron que la billetera electrónica BNA+ que permite pagar por QR no está en funcionamiento. Muchos viajeros adjudicaban la falta de este sistema en múltiples sitios turísticos y otros tantos indicaban que para utilizar esta aplicación necesitaban el código de seguridad que figura en el dorso de la tarjeta y que aún no les había llegado. 

“Se puede ver el crédito, pero no pagar”, aclararon desde la cartera turística nacional. Asimismo, resaltaron que esta función estaría operativa a partir del 11 enero aunque están viendo la posibilidad de adelantar la fecha. 

Para cerrar, comentaron que se enviaron 44 mil tarjetas de las cuales 9 mil el correo hizo dos visitas y al no encontrar a nadie las devolvió a la sucursal del banco más cercana al domicilio, y por lo tanto ahí puede estar el inconveniente con los plásticos que aún no recibieron los viajeros.