sábado, 27, febrero, 2021
CubaOnLine

Según un informe emitido por la federación, el 95% de los establecimientos hoteleros y gastronómicos no subsistirá sin asistencia.

La Federación Empresaria Hotelera Gastronómica de la República Argentina, a través de un nuevo Relevamiento sobre el impacto del COVID-19 en el sector Hotelero y Gastronómico desarrollado por Invecq Consultora Económica, expuso la delicada situación que atraviesa la industria en el país, que emplea a 650.000 personas. “La entidad que representa a 50.000 establecimientos solicita que se prolongue la asistencia del Gobierno por 180 días más. La Ley de Sostenimiento y Reactivación Productiva de la Actividad Turística Nacional prevé una cláusula para que se sostenga la asistencia. Es vital dar continuidad al Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP). De no contar con la asistencia del Gobierno, el 95% del sector no podrá afrontar sus costos cotidianos”, enfatiza el comunicado.

Según detalla el informe, es el rubro que denotó una mayor caída de puestos de trabajo, con 225.000 empleos. Además, el enunciado señala que, a partir de las estadísticas de la AFIP, la tasa de desaparición de empresas es del doble que en el promedio de la economía. Uno de los motivos que remarca es que, durante el período de Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio, “el 90% de la hotelería y la gastronomía debió endeudarse para mantener viva la empresa”.

Además, la federación detalla que, en gastronomía, se proyecta un nivel de actividad del 20% o menos en relación con el mismo lapso y el 75% prevé volver a trabajar al mismo nivel que se hacía antes de la pandemia recién dentro de un año o más.

Por otro lado, el informe muestra que la caída del sector es ocho veces mayor que que del promedio de la economía nacional y que, en cuanto al segmento hotelero, se registró al mes de septiembre una caída de ocupación del 96% en relación con el año pasado, es decir que prácticamente la totalidad de los establecimientos se encuentran vacíos desde marzo. Por su parte, se exhibe que el sector gastronómico registra una caída de actividad del 65%.

Además, desde FEHGRA resaltaron que la llegada de turistas extranjeros al país continúa siendo nula: “La realidad se asemeja al escenario más pesimista que esperaba el sector al inicio de la crisis sanitaria y la cuarentena. Todos estos datos, aportados por el propio Estado Nacional, exponen que la situación del sector es de extrema gravedad, de magnitudes históricas y muchísimo más grave que en el resto de la economía”.