martes, 20, octubre, 2020
CubaOnLine

En conferencia de prensa, Andrés Krymer, subsecretario de Promoción Turística de la Nación, aportó detalles sobre las primeras horas del programa Previaje. 

A casi 24 horas de que el ministro de Turismo de la Nación, Matías Lammens, haya presentado Previaje, el programa que busca estimular la demanda turística, antes las cámaras empresarias nacionales, Andrés Krymer, subsecretario de Promoción Turística y de Nuevos Productos de la Nación, encabezó una conferencia de prensa para los medios del sector. 

En principio explicó que esta apuesta tiene como fin adelantar el consumo turístico y establecer un piso que permita dar previsibilidad.

Cuestiones básicas 
Por medio del programa Previaje se brindará un crédito por el 50% del total de los gastos realizados a quienes adquieran sus vacaciones para 2021 antes del 31 de diciembre próximo. Este reintegro se podrá utilizar tanto en ese viaje como en otras compras dentro del rubro turístico en Argentina durante todo el año que viene, aunque Krymer adelantó que contemplan la posibilidad de extenderlo de acuerdo al desarrollo que tenga la iniciativa. 

La promoción abarca los alojamientos, agencias de viajes, transporte, excursiones, centros turísticos, alquiler de automóviles y equipamiento, atractivos turísticos, gastronomía, entretenimiento y ocio, productos regionales, ferias y convenciones y otros servicios turísticos. 

Asimismo, Krymer hizo hincapié en que las facturas que se podrán ingresar son las correspondientes a compras que se hayan hecho desde el 20 de septiembre en adelante, que es un día previo a la promulgación de la ley de Sostenimiento y Reactivación de la actividad turística, de la cual se desprende el programa Previaje.  

Otra aclaración importante es que quienes quieran viajar durante enero y febrero de 2021 sólo podrán comprar en octubre, ya que en noviembre y diciembre se habilitará para salidas a realizarse entre marzo y diciembre de 2021. Vale aclarar que el programa contempla escenarios inciertos con respecto a eventos masivos que obligue a cierres de provincias. 

Al momento de ingresar las facturas hay que tener en cuenta varios puntos. Por un lado, que sean B o C, es decir, aquellas aptas para el consumidor final; por otro, que tengan como gasto mínimo mil pesos. Además, el pasajero para poder recibir el 50% de reintegro deberá acumular como mínimo 10 mil pesos de consumo. “Se puede llegar a esa cifra por medio de múltiples compras, no tiene que ser sólo una”, aclaró. Y agregó que el crédito estará disponible a partir del momento en que comienza el viaje para ser usado dentro de esa misma salida. 

También es importante remarcar que quienes participen deben ser personas humanas, con número de cuil por lo tanto un extranjero naturalizado argentino puede acceder.  

Por su parte, los prestadores que quieran ingresar tendrán hasta el 30 de noviembre para inscribirse. 

En la web, al momento que se carga la factura, el pasajero podrá ir viendo el crédito disponible el cual se cargará en la Billetera electrónica del Banco Nación, y se podrá utilizar a través de la aplicación BNA+ 
A su vez, para las compras mayores tendrán la posibilidad de optar por una tarjeta de crédito. “El programa no necesita una cuenta en el banco Nación”, remarcó. 

La tarjeta de crédito tiene un costo de envío de 210 pesos, aunque Krymer aclaró que se descontará automáticamente del crédito disponible.

Por otro lado, dependiendo del rubro de consumo tendrá su propio tope de devolución. Es decir, si se adquiere tickets de transporte, alojamientos o paquetes a través de agencias de viajes tendrán hasta 100 mil pesos de reintegro; en cambio, si la compra es de excursiones, por ejemplo, el límite será de 5 mil, o sea, 10 mil pesos de facturación. 

Es importante que ese reintegro se puede utilizar en la ciudad de origen pero sólo en actividades turísticas o gastronomía pero no en combustible o supermercado. 

Aporte estatal
El funcionario comentó que el Estado nacional realizará un aporte de 15 mil millones de pesos para este programa y esperan que se movilice hasta 30 mil millones de pesos. “Lo cual implicaría que en la sumatoria para el año próximo el sector se asegure un piso de consumo de 15 mil millones de pesos. Lo cual son 45 mil millones. Eso permite empezar a recaudar impuestos. Ese movimiento permite una inyección de dinero con un costo fiscal muy bajo”, comentó. 

En lo vinculado a las primeras horas del programa, confirmó que están cerca de llegar a los 5 mil prestadores inscriptos y además que ya tienen consumos registrados: “Ha habido un ingreso de facturas por 10 millones de pesos”.