viernes, 5, marzo, 2021
CubaOnLine

El informe mensual publicado por ALTA mostró una leve mejoría en la cantidad de pasajeros transportados durante junio en América Latina. 

La recuperación aún ni se asoma en el horizonte. Sin embargo, en momentos de crisis lo más importante es dejar de caer. Eso parece estar pasando actualmente con el mercado aerocomercial latinoamericano. O, por lo menos, es lo que traducen los números del informe mensual de la Asociación Latinoamericana y del Caribe de Transporte Aéreo (ALTA) correspondientes a junio. En ese marco, luego de que mayo registrara una caída de 95,8% y de que abril haya tocado el fondo con una retracción del 97%, el sexto mes de 2020 arrojó un balance negativo de 92,3%.

En total, las aerolíneas que operan en la región transportaron 2.700.000 pasajeros, lo cual implica 32.324.328 personas menos que en el mismo mes de 2019. En tanto, los turistas que viajaron hacia y desde América Latina y el Caribe fueron 431.179, es decir 94,2% menos en la comparación interanual.

Si bien las cifras siguen siendo pésimas, las autoridades de ALTA señalaron que se vislumbra un “tímido reinicio de las operaciones” a partir de la reactivación de algunos mercados, como Ecuador, Perú y algunos países del Caribe. A su vez, resaltaron que el factor de ocupación se situó en 65,3% contra el magro 40% registrado el mes anterior. Por su parte, el mercado doméstico brasileño (el mayor de América Latina) decreció en un 87%, cuando en abril y mayo había sufrido caídas superiores al 90%.

“Es muy probable que en julio y agosto continuemos viendo mejoras paulatinas con la reapertura de otros mercados. Algunas estimaciones indican que para diciembre de 2020 podríamos operar un 50% de la capacidad originalmente planificada para el año, con niveles de tráfico similares a los que teníamos en 2009”, dijo José Ricardo Botelho, CEO y director de ALTA.