viernes, 21, enero, 2022
Fitur2022

El presidente recibió en Olivos a los empresarios de la actividad. Ordenó que se forme una mesa de trabajo en la que estarán los ministros Kulfas y Lammens. 

Hoy por la tarde se llevó a cabo una importante reunión en la Quinta de Olivos entre los principales referentes del empresariado turístico, representados por la Cámara Argentina de Turismo (CAT), y el presidente Alberto Fernández. Del encuentro también participaron Matías Kulfas, ministro de Desarrollo Productivo; Wado de Pedro, ministro del Interior; y Matías Lammens, ministro de Turismo y Deportes de la Nación. Además, por parte de los privados estuvieron FAEVYT, FEHGRA, AHT, AOCA, AHRCC y FEDECATUR.

¿Cuál fue el objetivo del encuentro? Además de presentarle un documento unificado con varias propuestas de medidas económicas exclusivas para las empresas del sector, los dirigentes quisieron explicarle detalladamente al mandatario cuál es el complejo escenario que están atravesando todos los que trabajan y viven de una de las actividades más afectadas por esta pandemia. Se trató del primer encuentro cara a cara de Fernández con los privados del turismo argentino, ya que anteriormente sólo habían conseguido audiencias con Lammens, y duró poco más de una hora.

“La reunión estuvo mucho mejor de lo esperado por la actitud del presidente. Se mostró súper conectado con la difícil coyuntura que atravesamos”, dijo Fernando Gorbarán, máximo dirigente de AOCA, ante la consulta de Mensajero.

En los días previos, todas las entidades involucradas elaboraron un documento cada una con seis propuestas puntuales. El lunes al mediodía, cuando faltaban unas horas para el encuentro en Olivos, se tomaron en cuenta todas las presentaciones individuales y se consensuó un único documento con seis ideas para dejarle sobre la mesa al presidente de la Nación. Entre todos esos puntos, se destacó el petitorio de que el Estado se haga cargo de la totalidad de los salarios de los empleados que trabajan en compañías del sector por el período que dure la crisis. Según le comentó a Mensajero un empresario ligado a las agencias de viajes, la ayuda que brindó el Estado en el Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP) no es suficiente. “Hay hoteles de 4 y 5 estrellas que tienen más de 100 empleados y reciben una suma muy inferior a esos 16.000 pesos que se brindan en la asignación complementaria al salario”, comentó.

Sin embargo, según pudo averiguar este medio, lo verdaderamente importante para los dirigentes que asistieron a la quinta presidencial, más allá de esa solicitud en particular, era que Alberto Fernández comprendiera que el turismo resultó afectado por esta pandemia de una manera distinta a cualquier otro rubro. En ese contexto, le remarcaron que no sólo fue uno de los primeros sectores en parar, sino que será uno de los últimos en volver a la actividad.

“Acá hay que hacer algo distinto”, dijo Alberto con el correr de la reunión, convencido de que el sector turístico necesita una ayuda especial para salir a flote. Por eso, ordenó la creación de una mesa de trabajo con los privados del turismo, en la que estarán Kulfas y Lammens. Además, le pidió a ambos funcionarios que conversen el tema con el ministro de Economía, Martín Guzmán. La intención de este nuevo espacio será escuchar cuáles son las problemáticas de las compañías y elaborar medidas específicas para preservarlas a ellas y sus fuentes de trabajo.

Como complemento a todo lo anterior, y con la intención de reconstruir el tejido productivo, los empresarios solicitaron créditos a tasa cero, un período de gracia de seis meses en el que no se abonen diferentes impuestos y, una vez terminado ese lapso de tiempo, la puesta en marcha de un plan de pagos de 12 meses para las obligaciones fiscales. Además, solicitaron que no se discrimine a las firmas de turismo por cantidad de empleados a la hora de acceder al Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción. De esta manera, buscan que las empresas de más de 100 trabajadores también obtengan la asignación complementaria al salario (en la que se cubre la totalidad o un porcentaje de un salario mínimo, vital y móvil) y no sólo los REPRO de entre 6.000 y 10.000 pesos por empleado.