viernes, 21, enero, 2022
Fitur2022

Además, explicó que destinaron más de 1.160.000 dólares en 12 vuelos chárter y 342 mil dólares para asistir a los pasajeros que aún no pudieron regresar. 

Ayer, en una entrevista televisiva, el presidente de la Nación, Alberto Fernández, destacó que en los últimos 28 días trajeron de regreso a más de 200 mil argentinos. “Necesitamos que ingrese la cantidad de gente que nosotros estamos en condiciones de controlar en términos sanitarios», resaltó.

Pero, unos minutos antes, el canciller Felipe Solá había asegurado: “Entre el 16 y el 31 marzo el gobierno hizo posible la repatriación de casi 70 mil argentinos”, detalló el funcionario. Asimismo explicó que se priorizó su vuelta según fecha de regreso y de acuerdo a la situación de vulnerabilidad. “Trabajamos en forma ordenada para que las autoridades sanitarias puedan actuar eficientemente”, indicó. 

Según Solá, el número de varados en el exterior asciende a los 10 mil, aunque aclaró que ese número se amplía porque se suman argentinos que no son turistas. “Algunos porque perdieron su trabajo a raíz de la pandemia y otros que residen hace años en el exterior y en este contexto desean volver al país”, especificó. 

Pero además de estas cifras, también aportó otras que hasta el momento eran desconocidas como las vinculadas al presupuesto que se dedicó al proceso de repatriación.

En este sentido, subrayó: “Hemos destinado hasta el momento más de 1.160.000 dólares en 12 vuelos chárter y 342 mil dólares para asistir a los compatriotas en situación de vulnerabilidad comprobada”.

Pero, aclaró: “No vamos a malgastar el dinero de todos pero tampoco vamos a restringir la ayuda cuando sea necesaria”. 

Finalmente, en una entrevista a Infobae explicó que en relación a la posibilidad de eximir del recargo del 30% para los argentinos varados, confirmó que “no hubo avances al respecto”.

Al pedirle su opinión personal sobre el tema, resaltó que a él le parece que “sí, que está bien que ese impuesto no se les cobre hasta ciertos montos a algunos gastos en el exterior con tarjeta de crédito”. “Y si puede, que la AFIP investigue quién es quién. Hay turistas pobres, mochileros sin pasaje, hay de todo. ¿Cuándo creo que se puede imponer esta situación de tener que hacerlo? En el caso de que empeoren las cosas y tengamos gente que no puede venir dentro de esas 3 semanas que estoy calculando. Entonces ahí sí creo vamos a tener que rever esta circunstancia”, declaró.