sábado, 30, mayo, 2020
CubaOnLine

«Muchachos, llegó la hora de ganar menos», exclamó el presidente Alberto Fernández, y dos empresarios hablaron con Mensajero de cara al futuro.

Diez días después de haber decretado el aislamiento social preventivo y obligatorio en Argentina, Alberto Fernández confirmó la extensión de la medida «hasta que termine Semana Santa».

A través de un anuncio en Casa Rosada, el presidente felicitó a la mayoría de los argentinos por haber cumplido con las restricciones que implica la cuarentena, pero también salió al cruce de algunos empresarios que despidieron a empleados para minimizar sus pérdidas.

Una de las empresas a las que se refirió fue a Techint, que consideró despedir a 1.450 trabajadores. De todas formas, el Gobierno intervino a través del ministerio de Trabajo, y dictó la conciliación obligatoria por 15 días.

«Muchachos, llegó la hora de ganar menos», afirmó Alberto Fernández, y las críticas no se hicieron esperar, a pesar de que el presidente de la Nación se refería a Paolo Rocca, CEO de Techint, entre otros.

En medio de la cuarentena, Mensajero se contactó telefónicamente con Claudio Palacios, director de Juliá Tours, y Eduardo Carey, presidente de Free Way, quienes opinaron sobre la situación que está atravesando el sector por el coronavirus. 

“Soy positivo y tengo esperanza, pero hoy es más importante tener una cuota de realismo. Cuando todo esto pase la gente va a volver a viajar, pero no sabemos cuándo va a ser eso. Va a llevar el tiempo reconstruir al sector, porque hoy está muy complicado”, afirmó Palacios.

Al momento de hablar sobre su estructura de trabajo, Palacios indicó que «llevan 11 de días de cuarentena, pero hay que ver qué es lo que ocurre en las próximas semanas». «En Juliá intentamos mantener nuestro equipo porque queremos cuidar a nuestros empleados, pero sabemos que sin ventas hoy es muy difícil. Por ahora seguimos, ya veremos”, agregó.

“Con respecto a las medidas que se anunciaron desde el Gobierno para contribuir al sector, espero que a futuro algunas les toquen a los operadores mayoristas, ya que las actuales son solo para las empresas que tienen hasta 25 empleados. Confiamos en el trabajo y las negociaciones que están haciendo desde la Asociación Argentina de Operadores de Viajes y Turismo junto con FAEVYT», concluyó.

A su vez, Carey dejó en claro que van a proteger a sus empleados: «Creo que los empresarios tienen que perder en esta situación. Hay que tratar de apoyar estas decisiones para proteger el empleo. No se gana nada echando gente. Hay otras alternativas y se deben buscar las formas para no perjudicar a los que menos defensas tienen. Free Way cuenta con los recursos necesarios, y trataremos de utilizar todo lo que el Estado nos permita más las herramientas propias que tenga la compañía».

Finalmente, el presidente de Free Way apoyó las declaraciones de Alberto Fernández: «Las empresas pueden dejar de ganar y perder un poco. Pueden acudir a sus propias reservas de épocas mejores. De esa forma cada uno aportará su granito de arena. Estoy de acuerdo con lo que dijo el presidente de la Nación. Hemos perdido en tantos negocios por los que apostamos… Ahora también deberíamos estar en condiciones de poder afrontar este presente y aportar al bien común».