lunes, 6, abril, 2020
CubaOnLine

Para resguardar la salud de sus empleados y pasajeros, la aerolínea suspendió sus operaciones y se puso a disposición para realizar vuelos de repatriación.

A raíz del avance del coronavirus, Flybondi informó que suspende sus vuelos ya que, según indicó en un comunicado, «considera que es necesario tomar decisiones responsables y con una conciencia social que es clave para frenar la propagación del virus». De esta manera, la compañía mantendrá la venta activa para los viajes que se realicen a partir del 1 de mayo.

Asimismo, desde la aerolínea aclararon que podría reinicia sus operaciones y ajustar su cronograma de ventas según las posibles modificaciones que puedan realizarse en torno a las decisiones del gobierno respecto de la situación de público conocimiento. Incluso, el enunciado indica que se pondrán «a disposición de las autoridades para contribuir con los vuelos de repatriación, con el traslado de personas que deban realizar una misión humanitaria, como también el transporte de medicinas y alimentos».

Por su parte, Sebastián Pereira, CEO de Flybondi, especificó: “Esta pandemia ha generado una crisis mundial y sabemos que es tiempo de actuar más que nunca por el bien de la sociedad. Lo prioritario ahora es cuidar a la población en general, entre quienes están lo más importante que tenemos, que son nuestras familias, nuestros empleados y nuestros pasajeros. No es fácil para una aerolínea suspender la operación, pero en función de las medidas que se tomaron en nuestro país, sentimos el compromiso y la responsabilidad de aportar desde nuestro lugar y resguardarnos para poder volver fortalecidos cuando las condiciones estén dadas”.

Con respecto a la política de cambios ante la suspensión, la aerolínea aclaró que los pasajeros afectados recibirán un voucher por el monto del ticket abonado, que será enviado en los próximos 30 días, con vigencia de un año, y que permitirá reprogramar el vuelo a partir del 1 de mayo.

“Todas las aerolíneas del mundo están pasando por una situación sin precedentes y que tendrá consecuencias muy negativas. A nivel local el escenario también será crítico, porque ya se registra una caída de más del 70% de las ventas de los próximos meses y porque toda la cadena de valor también está afectada», sintetizó Pereira.