lunes, 17, febrero, 2020
CubaOnLine

Mensajero se comunicó con dos establecimientos hoteleros para interiorizarse sobre los inconvenientes que afectan a los privados.

A pesar de haber registrado 197.417 visitantes en el mes de enero, Puerto Iguazú mostró su preocupación en relación a los cortes de luz que afectan a residentes locales y turistas. Si bien se alcanzó un 83% de ocupación, el sector hotelero es uno de los más perjudicados, ya que debe afrontar los costos de poner en funcionamiento distintos grupos electrógenos.

Varios vecinos autoconvocados se reunieron en más de una ocasión con representantes de Energía de Misiones (EMSA), los inconvenientes energéticos se profundizaron en los últimos días, con interrupciones que duraron hasta más de 10 horas.

Los residentes en Iguazú entregaron un acta y un petitorio a las autoridades de EMSA, y solicitaron arreglos estructurales en un plazo máximo de 90 días. Caso contrario, prometieron más protestas y aseguraron que realizarán distintos reclamos a través de la vía judicial.

En relación a los cortes de suministro eléctrico, Mensajero se comunicó con dos establecimientos hoteleros para interiorizarse en el tema. 

Rocío Strukel, gerente operativa de Amérian Hoteles y nueva gerente general de la cadena, se mostró muy preocupada al respecto: «Es un momento muy difícil. Hace años que tenemos el mismo inconveniente. Estamos siguiendo el tema de cerca para que se mejore, porque creemos que se puede solucionar definitivamente».

«Los hoteles de gran envergadura, de cuatro o cinco estrellas, tienen los recursos para poder brindarle un buen servicio a sus huéspedes, pero los establecimientos de menor categoría, las cabañas u otro tipo de alojamientos no cuentan con posibilidades económicas de tener un grupo electrógeno, por ejemplo», añadió.

«Todo esto genera un malestar en los turistas y una mala imagen del destino. Los comentarios se multiplican, y dejan mal parado a Puerto Iguazú como centro turístico, al igual que en el día a día de las personas que vivimos acá», sentenció.

Diego Samatan, coordinador operativo de Loi Suites Iguazú Hotel, también se pronunció al respecto: «En enero y diciembre tuvimos varios cortes. Este hotel tiene 159 habitaciones, y por suerte contamos con dos grupos electrógenos que estuvieron están encendidos una o dos veces por día. Debido a las altas temperaturas, el uso del aire acondicionado es fundamental, y no podemos privar a los huéspedes de poder utilizarlo».

«Algunos turistas entienden la situación, y lo toman hasta como una anécdota, pero hay otros que lógicamente se enojan. Puerto Iguazú es un punto turístico internacional, y tenemos huéspedes que no entienden que tengamos este tipo de falencias con el tema de la electricidad», finalizó.