viernes, 13, diciembre, 2019
CubaOnLine

Luego de un jueves agitado, en el que el dólar llegó a rozar los 40 pesos, muchos operadores comenzaron a emitir comunicados en el que le expresaban a sus clientes que iban a suspender las transacciones con tarjetas de crédito, ya que no podían preveer con qué tipo de cambio iban a cerrar las operaciones.  Una de las primeras empresas en llevar a cabo esta acción fue Juliá Tours, que un día antes de que la corrida bancaria se instalara en la opinión pública- con una cotización que rondaba los 34 pesos- anunció que «debido a las constante y considerable fluctuación del dólar respecto al peso, nos vemos obligados a suspender de forma momentánea todo cobro con tarjeta de crédito para servicios terrestres”.

Luego fue el turno de King Midas, que expresó: «Debido a las reiteradas fluctuaciones del tipo de cambio se suspende momentáneamente el pago de servicios con tarjeta, Mercado Pago y Todo Pago hasta que la situación se estabilice para volver a operar con normalidad”. Esta misma acción también se vio reflejada en las empresas Eurovips, 360 Tours, entre otros operadores de todo el país. 

Otra de las preocupaciones del día tuvo que ver con la emisión de pasajes aéreos, ya que en esa jornada la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA, según sus siglas en inglés), que todos los dias les da un tipo de cambio de referencia a las agencias, cambió la cotización del BSP dos veces en el mismo día.  “Informamos que debido a los cambios de valor en divisa Estadounidense (USD Dolar), el cambio para emisión esta calculado en $38,20 por Dolar, tanto para Amadeus, Sabre y WorldSpan, por orden de BSP Argentina», anunciaba el último comunicado que recibieron las agencias el día jueves.