miércoles, 30, septiembre, 2020
CubaOnLine

Como todos los veranos, Puerto Pirámides recibe a aquellos amantes de la naturaleza que, deseosos de escapar de la rutina urbana, se dirigen hacia la costa patagónica en busca de descanso y tranquilidad.
Esta pequeña aldea de mar, que forma parte de la Reserva Natural Protegida Península Valdés, ofrece diversas opciones para disfrutar de un verano apacible en medio de la imponente naturaleza, que van desde paseos náuticos hasta travesías terrestres.
En lo que respecta a actividades náuticas, se pueden citar los tradicionales avistajes de lobos marinos, delfines y aves, que pueden combinarse con el snorkelling, una práctica que propone sumergirse en las diáfanas aguas de los numerosos arrecifes que conforman Puerto Pirámides.
Asimismo las salidas en kayak constituyen otra de las alternativas para los aventureros marítimos, permitiendo adentrarse en grandes cuevas formadas por la erosión del mar o encontrarse con las especies de fauna marina que habitan estas aguas.
Otra de las disciplinas acuáticas más destacadas es el buceo, que invita a recorrer los variados arrecifes naturales observando peces y crustáceos.
Pueden llevarla a cabo tanto los experimentados como quienes deseen hacerlo por primera vez, en los denominados “bautismos”.  La opción quizá más sorprenderte es poder bucear con lobos marinos, disfrutando de un encantador juego entre estos curiosos animales y los visitantes.
Pero el abanico de opciones no se agota aquí si a la aventura nos referimos. Para aquellos que prefieren los desafíos terrestres, se presentan interesantes circuitos de trekking desde Puerto Pirámides hacia otros parajes que conforman la península. Paso a paso es factible alcanzar miradores naturales desde donde se pueden avistar ballenas realizando piruetas o lobos marinos con sus crías; o simplemente recorrer playas desiertas descubriendo fósiles de millones de años de antigüedad.
Por último, los paseos en mountain bike brindan la posibilidad de atravesar médanos, escenarios de estepa, acantilados y culminar el recorrido con un avistaje costero de fauna marina.

Puerto Pirámides, aldea de mar
–   Ubicada en el extremo nordeste de Chubut, Puerto Pirámides es una pequeña aldea protegida de 450 habitantes, cuyo estilo de vida sustentable atrae a visitantes de diversas latitudes.
–    Se trata del único lugar de la Argentina donde es posible embarcar en pequeñas lanchas para realizar avistajes de la ballena Franca Austral, tanto de día como al atardecer, en los llamados Sunsets.
–   Distancias a Puerto Pirámides: 1.430 km. desde Buenos Aires; 490 km. desde Comodoro Rivadavia; 152 km. desde Rawson; 171 km. desde Trelew: y 104 km. desde Puerto Madryn, donde se encuentra el aeropuerto m&a