lunes, 28, septiembre, 2020
CubaOnLine

Al igual que en otras grandes ciudades del mundo, en la Capital Federal se ha comenzado a implementar sistemas de control y prevención del delito basados en la instalación de videocámaras, monitoreadas desde un centro de alta tecnología y en permanente contacto con móviles policiales. Este fue el tema de la charla ofrecida por el subsecretario de Seguridad Urbana del Ministerio de Justicia y Seguridad de la ciudad, doctor Matías Molinero, que se acercó a la sede de la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés para explicar los alcances de este sistema, los recursos tecnológicos y humanos que se utilizan, la optimización de los procesos y de los protocolos de actuación, y las características del nuevo centro de operaciones. Indicó que en la ciudad ya se instalaron 200 cámaras, que están encendidas las 24 horas de los 365 días del año, y son monitoreadas por 120 operadores. Las imágenes se almacenan durante 30 días hábiles.
Durante la presentación se transmitieron crudas imágenes de dos hechos delictivos que se esclarecieron y se explicó que, desde agosto del año pasado, este sistema de videocámaras ayudó a resolver 250 casos en Plaza San Martín y en Plaza Francia y que las grabaciones son utilizadas por la Seguridad Jurídica. El funcionario indicó que se trabaja en conjunto con la Policía Federal, que tiene un tiempo de respuesta promedio en toda la ciudad de tres minutos.
Hay cámaras de seguridad distribuidas en distintas zonas conflictivas de los barrios de Palermo, Flores, San Telmo y Barracas para combatir el delito. Pero el disertante explicó que, a través de la iniciativa público privada, es posible instalar nuevas videocámaras en otros lugares estratégicos de la ciudad. De hecho en los últimos meses se firmaron acuerdos con empresarios, comerciantes y vecinos agrupados en asociaciones civiles que financian parte de la instalación. Matías Molinero dijo que el sector privado tiene posibilidades de adquirir o alquilar videocámaras, domos u otros equipos y el Gobierno porteño aporta su infraestructura y experiencia. El sistema que se utiliza es semejante al padrinazgo de plazas y el alquiler de la videocámara más sofisticada es de $2.000 mensuales.  
Además del doctor Luis María Peña, presidente de la Filial de FEHGRA en la ciudad de Buenos Aires, se contaban entre los presentes el licenciado Marcelo Giovannoni, vicepresidente de la AHRCC y de FEHGRA; las doctoras Graciela Fresno, Ana María Miñones y Elena Boente, Eduardo Zabalegui y Manuel Novo, entre otras autoridades.  
Al finalizar la presentación se proyectó una visita al