viernes, 4, diciembre, 2020
CubaOnLine

La temporada de verano que se avecina sería un 40 por ciento más cara que la anterior en la ciudad de Mar del Plata. Alojamientos, restaurantes, teatros, peajes y micros anunciaron diversos incrementos en sus tarifas que en algunos casos alcanzarían esa cifra.
Mientras las asociaciones de consumidores, organismos gubernamentales y el mismísimo gobernador de la provincia, Daniel Scioli, piden mesura en las alzas para mantener la competitividad del destino, las excusas que adelantan los empresarios incluyen mayores costos de insumos, salarios e impuestos.

Rubro por rubro
El Colegio de Martilleros y Corredores Públicos propuso aumentos que no superen el diez por ciento con respecto al verano anterior. En declaraciones a los medios el titular de la entidad marplatense afirmó en referencia a la cantidad de inmuebles que quedó sin alquilar: “El año pasado no se respetaron los precios sugeridos y se sufrieron las consecuencias”.
La semana pasada se presentó un listado de precios sugeridos para departamentos por quincena del mes de enero: desde 900, 1.260 y 1.600 pesos para uno, dos y tres ambientes respectivamente. En cuanto a las casas el precio sugerido comienza en los 2.500 pesos. Aunque, de acuerdo a los precios que se ven en el mercado inmobiliario las subas ya superan el 20 por ciento.
Mientras tanto, el alza más elevada se notará en el alquiler de carpas, que en Punta Mogotes roza los 2.500 pesos por la temporada completa, mientras que en Playa Grande llega a los 5.500 y en las cercanías del Faro alcanza los 4.500 pesos.
El presidente del Ente Municipal de Turismo de Mar del Plata expresó: “Un aumento por encima del promedio sólo se puede justificar con más cantidad y calidad de servicios. Hay que leer muy bien el nuevo escenario porque hay una fuerte competencia desde países limítrofes”.
Mientras tanto, desde la Unión del Comercio, la Industria y la Producción (UCIP) ya advirtieron a los operadores turísticos que sean mesurados y racionales a la hora de fijar precios.
Y también los micros
La Secretaría de Transporte de la Nación autorizó un aumento del 20 por ciento en los precios de los pasajes de los micros de larga distancia. La resolución 726/2008 indica: “se ha experimentado un significativo incremento en los precios de los insumos que afectan el costo de prestación de los servicios. Corresponde en consecuencia instrumentar los mecanismos para modificar las condiciones económico-financieras actualmente en vigor, teniendo en cuenta las exigencias de la realidad imperante, de manera de compensar los efectos de la crisis que afecta a los permisionarios del sistema de transporte, estableciendo una nueva Tarifa de Referencia”.
El incremento se aplicará en dos tandas de un diez por ciento cada una, la primera rige desde la semana pasada y la segunda se hará en diciembre. Y los viajeros que lleguen en sus autos también pagarán más en los peajes de rutas a la costa atlántica, que registran subas del 36 al 73 por ciento, si se toman en cuenta las tarifas que rigen sábados y domingos.

Autopistas en las nubes
Desde la semana pasada las autopistas también elevaron sus tarifas. Los aumentos en la ciudad de Buenos Aires comienzan en un 50 por ciento, pero en las horas pico rozan el 200 por ciento. Las justificaciones del Gobierno de la Ciudad para el incremento se basan en que las tarifas no fueron modificadas en los últimos 16 años y en la posibilidad de disminuir con esto la cantidad de autos que ingresan a la ciudad y descongestionar la red de autopistas. AUSA informó que por día circulan en las autopistas unos 300.000 vehículos, y que la idea es alcanzar un diez a un quince por ciento de reducción en el parque. Hasta el momento la medida provocó un enorme descontento en los automovilistas y un aumento en la cantidad de coches que circulan por las calles de la ciudad buscando evitar las vías rápidas.