viernes, 4, diciembre, 2020
CubaOnLine

En el marco del Programa Académico Argentino dedicado a la Alianza de Civilizaciones de la Sectur, Gema Martín Muñoz disertó sobre las potencialidades que se abren para el turismo.  

Con la idea de que Iberoamérica y los países árabes compartimos un patrimonio común, la directora de la Casa Árabe del Gobierno Español y del Instituto Internacional de Estudios Árabes y del Mundo Musulmán (IEAM), Gema Martín Muñoz, arribó a Buenos Aires luego de una estancia en Tierra del Fuego, en donde en conjunto con el InFueTur llevó a cabo una presentación de similares características.
Según Martín Muñoz, “la ascendencia árabe que poseen muchos de los ciudadanos de Latinoamérica es una realidad poco conocida”, y es por ello que muchas veces no se tiene en cuenta a estos países como parte constitutiva de la identidad argentina, y latinoamericana en general.
Por otra parte, la directora de la Casa Árabe señaló que esta herencia en el continente americano se compone de dos dimensiones: la económica -que conlleva intereses mutuos, como son las inversiones en materia de turismo- y a su vez, la propia actividad como canal de comunicación transcultural entre ambos mundos (Oriente y Occidente). En esta materia, las cifras que brinda el último informe del World Economic Forum Travel & Tourism Report, publicado en febrero último, son contundentes. Para los países árabes, el índice de competitividad turística publicado por este organismo señala que -sobre 130 países evaluados en base a 70 variables- Qatar, Túnez y Emiratos Árabes Unidos se ubican en los puestos 37, 39 y 40 respectivamente. Esto indica la creciente importancia que en estos países desempeña la actividad turística.

Consolidar la oferta
Martínez Muñoz explicó el proyecto que se planea concretar en conjunto con la Sectur y la Universidad de Tres de Febrero: “Estamos proyectando elaborar rutas turísticas con las huellas del legado árabe en Argentina, queremos así mostrar la existencia y la convivencia de una realidad que está articulada y unida a Oriente”. El objetivo final será crear circuitos transatlánticos triangulares de ida y vuelta entre España, Latinoamérica y los países árabes. “Hoy los países del Golfo, como Qatar, Emiratos Árabes Unidos o Bahreim son los referentes internacionales en materia de cultura y a nivel económico, y conocer sus capitales es un poco viajar al mundo de las futuras urbes”, explicó la directora.
A su vez -y como complemento a la modernidad presente en estos países- Martínez Muñoz destacó el patrimonio romano en excelente estado de conservación que puede encontrarse al norte de África, particularmente en Libia, y su superioridad relación con las ruinas romanas de Italia. Lamentablemente, comentó, todavía impera en los turistas una visión parcial y acotada sobre los acontecimientos de violencia que se suceden en estos países, que sin embargo “no hace mella en el crecimiento que la región ha experimentado en el último tiempo”, según remarcó Noufouri.  

Sector en crecimiento

Según el último barómetro publicado por la Organización Mundial del Turismo (OMT): “los países árabes, dentro de una coyuntura mundial en crecimiento, obtuvieron buenos resultados, destacando la región de Oriente Medio. Esta región obtuvo los mejores resultados en cuanto a incremento en el número de llegada de turistas, las cuales alcanzaron la cifra de 46 millones y aumentaron un 13 por ciento respecto del año anterior (la media mundial fue del 6 por ciento)”. El informe destaca que  Oriente Medio ostenta la mejor calificación en cuanto a su rendimiento turístico.