lunes, 30, noviembre, 2020
CubaOnLine

Con una inversión de 35 millones de dólares llega a San Miguel de Tucumán un hotel cinco estrellas de la cadena Sheraton.
Según lo informado por el matutino El Cronista la semana pasada, el dinero corresponde al fondo inglés Fulcrum Group. Este proyecto se suma al acuerdo con la aerolínea boliviana Aerosur que permitirá a los visitantes llegar directamente a la capital provincial sin pasar por Buenos Aires.
El establecimiento ocupará un terreno de diez mil metros cuadrados en el Parque Nueve de Julio, contará con 120 habitaciones, un centro de convenciones con capacidad para 1.200 personas – con opción de ampliarlo a 1.500-, una sala de juegos, piscina y spa.
Con un tiempo de construcción estimado en quince meses, este emprendimiento viene a llenar un vacío fundamental ya que la ciudad no cuenta con instalaciones para grandes eventos, parte fundamental de la estrategia de negocios del grupo de origen británico.
El único emprendimiento ligado a un centro de convenciones era el del inversor Cristóbal López, del círculo de amistades de los K, pero el dueño de la cadena de salas de juego Casino Club desistió de realizar la obra.
El acuerdo sobre el que se basa el proyecto quedó firmado durante la visita de Andrew David Neave, ejecutivo del Fulcrum Group, quien se reunió con el gobernador de la provincia de Tucumán José Alperovich.