martes, 22, septiembre, 2020
CubaOnLine

Para diferenciarse y enfrentar la fuerte competencia en el mercado y en condiciones adversas. La aerolínea portuguesa TAP ha diseñado estrategias comerciales que refuercen paralelamente el plan de emergencia adoptado para aumentar los ingresos y reducir los costos. Tras un año 2007 histórico para la compañía en cuanto a beneficios, sus cuentas se han visto especialmente impactadas por el precio del combustible hasta el punto de reportar pérdidas de 123 millones de euros en los primeros seis meses del año.

Herramientas innovadoras
En tal sentido,para reforzar comercialmente el plan de emergencia, la aerolínea portuguesa presenta una nueva estrategia adaptada a todos los perfiles y posibilidades económicas d elso pasajeros, un nuevo posicionamiento donde “la personalización de la demanda es protagonista”, según afirman sus portavoces. Ahora la nueva oferta de la compañía portuguesa incluye una renovada Top Executive denominada TAP Executive y la antigua clase turista ha sido segmentada en cuatro diversas cabinas: TAP plus, TAP classic, TAP basic y TAP discount.
TAP forma parte de un grupo limitado de compañías aéreas con este tipo de oferta, según destacan los portavoces de la compañía. “Este innovador concepto pretende diferenciar a TAP de la competencia, mejorar el servicio ofrecido al pasajero, desarrollar el tráfico de negocios, atraer a más clientes con precios más agresivos y aumentar la transparencia de las tarifas”, afirman.
La compañía busca recuperar en parte los niveles de crecimiento que tuvo entre los años 2000 y 2007, con un aumento considerable de su oferta en un 98% y de la demanda en un 93%, la apertura de nuevas líneas, el refuerzo de las rutas más importantes, la renovación y el crecimiento de la flota y su integración a Star Allianc