miércoles, 20, enero, 2021
CubaOnLine

La ciudad estableció las normas que deben cumplir los establecimientos porteños, que podrán recibir sólo a turistas de países limítrofes. 

A días de haber iniciado la implementación del Plan Integral y Gradual de Puesta en Marcha, por el cual la Ciudad de Buenos Aires comenzó a recibir turistas de países limítrofes, se publicó en el Boletín Oficial porteño la resolución que determina el protocolo para los hoteles. 

Fernando Straface, secretario general y de Relaciones Internacionales de la ciudad, agradeció el esfuerzo y la ayuda del sector en medio de la pandemia, al ceder sus instalaciones para que puedan hospedarse pacientes con COVID-19. 

“Este protocolo es parte de un trabajo conjunto que contempla un plan integral de reactivación. Eso nos permite poner en marcha de manera gradual y segura la llegada de turistas con mucha prudencia y cuidado, sin dejar de lado todo el esfuerzo que hicimos”, aseguró Straface.  

Por su parte, Gonzalo Robredo, presidente del Ente de Turismo de la ciudad de Buenos Aires, destacó que en esta nueva etapa se propone una apertura gradual del turismo que garantice la seguridad de los visitantes y de los residentes: “El turismo es una puerta de oportunidades para continuar construyendo una Buenos Aires abierta al mundo”.  


La serie de normas se inscriben bajo el protocolo denominado: para la prevención y manejo de casos de Covid-19 en alojamientos hoteleros y para hoteleros con fines turísticos. Y, entre sus principales puntos, se destaca que no estará permitido el uso de amenities, el equipaje deberá ser llevado por el pasajero y que los ascensores podrán ser utilizados de manera individual u ocupando hasta un 30% de su superficie.

Asimismo, la normativa explica que en el que caso que no se pueda mantener dentro del hotel la distancia interpersonal mínima se deberá colocar barreras transparentes. Además, los desayunos se servirán en la habitación o bajo la modalidad take away y todos los trámites posibles tendrán que realizarse de manera virtual. 

Desde ya que no se podrá circular sin tapabocas y los espacios deberán contar con señalética relativa a los cuidados referentes al COVID-19.