domingo, 20, septiembre, 2020
CubaOnLine

El coordinador nacional del gremio, Marcelo Belelli, explicó a Mensajero que sería para cuando regresen los vuelos porque ¨hay cuestiones de fiscalización que no se están llevando a cabo¨.

Los rumores son cada vez más claros e indican que el regreso de los vuelos, en principio cabotaje, se daría en octubre. En paralelo, los trabajadores de Administracion Nacional de Aviacion Civil nucleados en ATE hicieron un llamado de atención sobre los procedimientos que deberían ponerse en funcionamiento para llegar de manera óptima a esa fecha. 

“A partir de un plenario, que se convocó a fines de agosto, se tomó como iniciativa la posibilidad de un paro para el día del regreso de las operaciones”, explicó el coordinador nacional del gremio, Marcelo Belelli.

Y agregó: “Quiero enfatizar en que no es un reclamo salarial sino que tiene que ver con una cuestión de cómo encarar la etapa de regreso de las operaciones de una forma segura. Nosotros no podemos exponernos a que salga un avión y que no tengan los controles necesarios porque, en caso de que haya un accidente o incidente, los responsables vamos a ser nosotros por no haber hecho un control que la ANAC no instrumentó de la forma en que lo tiene que hacer”. 

Asimismo, el dirigente puntualizó en que si bien esta medida de fuerza aún está vigente aclaró que mañana van a cursar una nota de pedido de reunión a la administradora de ANAC, Paola Tamburelli, y al Ministerio de Transporte para tratar de no llegar a esa situación, sabiendo que hay mucha gente que está esperando volver a volar, al igual que las compañías. 

“Lo que sucede es que esta situación se ha tornado prácticamente inmanejable dentro del organismo, hay áreas que están funcionando sólo unos días porque no tienen el personal adecuado. Hay tareas que se tienen que empezar a desarrollar para la fiscalización y no se están poniendo en práctica, por ende nos vemos en la necesidad de ir hacia esa medida en tanto y en cuanto el organismo no abra un ámbito de diálogo para ir hacia la solución de estos temas”, resaltó. 

El reclamo
Belelli hizo hincapié en que están planteando que quieren discutir la forma de afrontar el regreso de las operaciones aéreas. Y ejemplificó: “La sanidad aeronáutica, que son quienes atienden las emergencias en el aeropuerto de Ezeiza estuvo sin funcionar el viernes pasado por falta de personal, hay cuestiones de fiscalización que no se están llevando a cabo debido a que no hay procedimientos que la prevean”.

En este sentido resaltó que los vuelos estuvieron seis meses parados con las tripulaciones sin volar, con los pilotos en tierra. “La vuelta tiene que tener una presencia del estado que permita controlar que todo el que se suba a un avión esté en condiciones de operar. No se está instrumentando ningún tipo de actividad que prevea poder realizar esa tarea. Creemos que es inevitable el diálogo para poder trabajar en conjunto. Nuestro reclamo no tiene que ver con una cuestión salarial, sino estrictamente con la necesidad de encarar la vuelta de las operaciones de una forma segura, ese es nuestro eje y apelamos a la buena voluntad de la administración y le pedimos al Ministerio de Transporte que intervenga también a fin de poder arribar a una solución”, consideró.

Con respecto a las negociaciones o acercamientos con ANAC, comentó que tuvieron una reunión con el área de recursos humanos hace aproximadamente 15 días. “Planteamos nuestra agenda de temas y la solicitud de trabajar en conjunto pero no hemos tenido más diálogo. Hemos tratado de hablar con los funcionarios del organismo extraoficialmente para tener una reunión y en todos los casos se han negado y no han mostrado la voluntad de juntarse con nosotros para poder transitar este camino”, subrayó. 

Para cerrar, Belleli, quien se desempeña en el Aeropuerto de Ezeiza, remarcó que en esa terminal aérea ya han vuelto varios vuelos internacionales y ya están sintiendo no tener estructura para poder afrontar el trabajo que hay que hacer.

“Es una situación grave que requiere que se ponga en agenda y trabajar en conjunto. No estamos discutiendo la cuestión salarial, entendemos la crisis financiera que atraviesa el Estado nacional, creemos que lo que tiene que haber es un ámbito de diálogo para el regreso de las operaciones aéreas”, concluyó.