sábado, 30, mayo, 2020
CubaOnLine

En un comunicado conjunto, ALTA, IATA, ACI LAC y CANSO solicitaron a los países de Latinoamérica que incluyan a la aviación en paquetes de ayuda.

No es ninguna noticia: desde el estallido que produjo la crisis del coronavirus, la industria aerocomercial pende de un hilo. Por eso, las entidades que agrupan a las aerolíneas, aeropuertos y proveedores de servicios de navegación aérea (ALTA, IATA, ACI LAC y CANSO) emitieron un comunicado para pedirles a los gobiernos de América Latina que tomen medidas para «mantener la viabilidad de la industria de la aviación».

Si bien reconocieron que son «comprensibles» las disposiciones adoptadas por los países de la región en medio de la pandemia de COVID-19, recordaron que las empresas del sector enfrentan una crisis de liquidez y una reducción masiva de tráfico aéreo «sin un final a la vista». «Debemos asegurarnos de que los proveedores del transporte aéreo sobrevivan a esto, ya que tendrán un papel esencial que desempeñar en la recuperación socioeconómica», advirtieron.

En ese contexto, elaboraron un listado con siete propuestas temporales a implementar en la cadena de valor para todos los gobiernos latinoamericanos. En primer lugar, solicitaron apoyo a la continuidad de los servicios prestados por aerolíneas, aeropuertos y proveedores. Luego recomendaron que se incluya al sector en cualquier paquete de ayuda especial destinado a brindar alivio ante la grave coyuntura actual, pidieron que se faciliten renegociaciones de deuda y obtener mayor participación presupuestaria a nivel nacional. Además, en el cuarto punto recomendaron ajustar las condiciones laborales, flexibilizar las reglas de slots y otras disposiciones que no estén relacionadas con la seguridad, aliviar temporalmente las demandas de desarrollo de infraestructura aeroportuaria para enfocarse en proyectos a nivel de servicio y simplificar las obligaciones de calidad de servicio hasta que las operaciones vuelvan a la normalidad.