lunes, 30, noviembre, 2020
CubaOnLine

El Plan de Consolidación Enoturística sigue su marcha.
Para la primera etapa del mismo ya se ejecutó el 25 por ciento de un presupuesto inicial de dos millones de dólares, conformado en partes iguales por un crédito del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y aportes de las provincias vitivinícolas.
Recientemente se incorporaron al plan Salta, La Rioja y Catamarca, que aportarán 150 mil dólares para financiar próximos análisis y estudios.

Definir la oferta
El plan impulsa, además, la certificación con normas IRAM para formar un “club de bodegas” con sello de calidad turística.
Este proyecto, que cuenta con el aval de la Secretaría de Turismo de la Nación (Sectur), podría tomar forma hacia el año 2010, cuando comience a ejecutarse la cuarta fase del plan destinada a la promoción y la búsqueda de una marca diferenciadora para las bodegas.
La consultora STG realizó un estudio de mercado sobre el perfil de la demanda para los Caminos del Vino. Este informe arrojó resultados como, por ejemplo, que el principal medio de difusión de Mendoza -la provincia vitivinícola más elegida a nivel nacional e intenarcional- y del país como destino es el boca a boca, de acuerdo a las respuestas del 42 por ciento de los encuestados.
En general, la decisión se basa en la vinculación con las ofertas gastronómicas y de alojamiento.
Ahora lo que resta es la definición de las características de la oferta y concluir, como lo prevé el plan, con un sello de calidad e